Comienza formulación del Plan de Territorio de la Faja Petrolífera del Orinoco


Comienza formulación del Plan de Territorio de la Faja Petrolífera del Orinoco

Caracas, 03 Jul. AVN.- Ya comenzó el Plan de Ordenación del Territorio de la Faja Petrolífera del Orinoco (FPO), a través del Ministerio del Poder Popular para el Ambiente (Minamb) y Petróleos de Venezuela (PDVSA).
Esta actividad de planificación y ordenación del territorio busca armonizar el uso del espacio sobre la base del aprovechamiento de las reservas de petróleo, tanto pesado como extrapesado, capaces de generar el desarrollo integral del área para garantizar, entre otros aspectos, condiciones para el buen vivir a la población que se establecerá en ese espacio.

La Faja Petrolífera del Orinoco se ubica en el sur de Guárico, Anzoátegui, Monagas y al norte de los estados Bolívar y Apure, con una superficie de 55 mil km2. El primero de mayo de 2007 el Gobierno venezolano concretó la nacionalización de este territorio y de los Convenios de Exploración a Riesgo y Ganancias Compartidas, con el objeto de poner fin al proceso de privatización de la industria petrolera, iniciado durante la década de los 90.

Esta reserva petrolífera fue considerada durante los gobiernos de la cuarta república como una fuente de bitúmen, un hidrocarburo semi sólido y altamente viscoso, que se comercializaba en los mercados internacionales al precio del carbón (un cuarto del valor del crudo). No obstante, con la implementación del Proyecto Magna Reserva que inició en 2005, fue posible cuantificar y certificar las reservas de crudo presentes en su territorio, que en la actualidad se ubican en 297.570 millones de barriles.

Tal como se reseña en nota de prensa del Minamb, se espera que el ordenamiento temprano de las actividades en la FPO logre minimizar el impacto ambiental que supone la puesta en marcha de uno de los proyectos de mayor envergadura nacional y trascendencia internacional.

Entre las actividades que contempla este plan está la evaluación de la capacidad de servicios, redes, infraestructura y necesidad de nuevas propuestas productivas para dinamizar esa región, tales como la mejora o construcción de vías férreas, aeropuertos, puertos que soporten el desarrollo planteado y garanticen el menor impacto posible hacia el ambiente y la población residente, en especial las comunidades indígenas allí presentes.

La ordenación de la faja, de acuerdo a las potencialidades y limitaciones del espacio, constituye el instrumento más idóneo para lograr la gestión adecuada de los recursos y la atención de las necesidades de la población, bajo el enfoque del desarrollo sustentable y así determinar la viabilidad ambiental, social y económica de los mismos.

A mediados de julio se efectuará una inspección de campo y en septiembre se entregará una primera propuesta del plan de ordenación del territorio.

AVN

About these ads